lunes, 23 de febrero de 2015

Contestación a otra pregunta sobre "aproximaciones sucesivas"

Estimada  Milagros
Contestando otra pregunta al tema “Aproximaciones Sucesivas” y agradeciendo la espera a  mi contestación paso a explicar que las aproximaciones sucesivas es una técnica conductual que servirá como guía o procedimiento para acercarte poco a poco a la conducta meta que quieres que aparezca en tus estudiantes, incluso en las fases de Gagner como las nombraste, la teoría de Gagner pertenece a las teorías de enfoque cognitivista, por ende es constructivista , aunque específicamente la de él es ecléctica (tiene varios enfoques). Como preámbulo importante te diré que en la actualidad no hay un enfoque puramente cognoscitivo ya que le faltaría la parte conductual, es por eso que el paradigma actual en psicología educativa son las corrientes cognitivo conductual. La contradicción aparente (en verdad, y como lo dijo Skinner el conductismo nunca dejo de lado los procesos internos llamados creencias  o pensamiento, solo que negaba la situación causal de estos en la conducta) entre estas dos corrientes se ha salvado en parte por la aceptación general en la comunidad psicológica de que los principios del  aprendizaje nunca fueron del dominio absoluto o único del conductismo o de las terapias de conducta  y se aplica también a los procesos internos como pensamientos o creencias y te pondré un ejemplo: Si crees o piensas que una persona no es confiable, ese pensamiento (proceso cognitivo) será reforzado (principio del aprendizaje conductual)  por la conducta (observación o hecho) “irresponsable” de esa persona . Es más probable que en otras circunstancias  pienses (hecho cognitivo) que esa persona hará conductas “irresponsables” quedando así , tu pensamiento reforzado para que la próxima vez pienses lo mismo..
Ahora vayamos a lo que te interesa sobre los procesos que nombraste de la Teoría de Gagner, que son etapas en el proceso de aprender, tomemos como ejemplo la primera.
   Fase de motivación

Si aceptamos como dice que esta fase prepara al sujeto para codificar o decodificar la información. Podremos decir que la motivación es un estado de alerta o de atención que el niño pone al estimulo que se le presenta, o lo que es  igual, que el niño caiga bajo el poder del estimulo. Ese debe ser tu conducta meta. Para esto el estimulo debe ser lo suficientemente fuerte o “agradable” para él. Si intentas moldear su atención debes empezar por que el te fije la mirada y reforzarlo, ya tendrías una conducta primera dentro de las sucesivas que te llevaran a la conducta meta de que el niño en otra ocasión te pida el mismo estimulo o aprendizaje, vaya temprano para escuchar tu clase, no evada ni escape (ya sea física o cognitivamente-piense en otra cosa) de  tu clase, etc. etc., cuando llegues a esa conducta meta estarás cumpliendo  la primera fase de motivación de Gagner. Ahora bien, el niño estará motivado para cualquier cosa, ya que estableciste la conducta de atender a tu clase, los términos “prepara al sujeto para codificar o decodificar  la información, que es usar la memoria y el recuerdo pertenece al enfoque cognitivo, por eso usa estos términos, aunque en lo personal prefiero el usado por Skinner “orienta su conducta a percibir los estímulos nuevos  y los compara con los ya percibidos anteriormente, en realidad puedes usar el enfoque que mejor te acomode para explicar  los procesos del pensamiento, aunque en verdad nadie sabe lo que ocurre dentro de la cabeza de alguien, o si es pensamiento pasa por etapas, solo son metáforas o modos de explicarlo.
Así en cada fase: Fase de aprehensión, Fase de adquisición, Fase de retención, Fase de recuperación, Fase de generalización, Fase de desempeño, fase de retroalimentación, debes de operativizar la conducta, volverla objetiva y observable que significa cada una de estas fases dividirla por etapas sucesivas y reforzar cada etapa hasta la conducta meta.


martes, 3 de febrero de 2015

Mas sobre las aproximaciones sucesivas

Voy a responder a una lectora que tiene algunas dudas sobre la técnica de aproximaciones sucesivas agradeciéndole se haya dado la molestia de leerme.

¡Hola Milagros¡  gracias por tu pregunta tratare de darte algunas consideraciones al respecto.

Las aproximaciones sucesivas es un procedimiento que se usa en la técnica de moldeamiento, y se puede aplicar a cualquier conducta que se quiera aparezca en la persona, como sustitución, sirve para extinguir conductas indeseadas (cuando se moldea y establece conductas apropiadas). Su aplicación se puede dar tanto en conductas sociales como educativas, esto dependerá de la comunidad social y verbal en donde estas conductas se desarrollen. Es decir, si las conductas están dentro del ámbito educativo como por ejemplo  la enseñanza de las matemáticas, la escritura, el lenguaje, la atención en el aula, el silencio en la misma etc , y en la parte social digamos conductas como fobias, buenas formas de comunicación, entrevistas escolares o de trabajo, habilidades sociales etc., incluso en la formación de pensamientos nuevos que como sabes, también consideramos conducta.

En cuanto a las segunda parte de tu pregunta tienes razón, en un programa conductual de moldeamiento debe considerarse una conducta inicial y una conducta final, en la que hay algunas dudas y mas por asuntos de procedimientos es en la conducta intermedia (que técnicamente no existe) lo que si puede observarse y es muy útil son los pasos o progresión de la conducta y aun aquí  dependerá del avance del niño y esa es una cuestión enteramente individual de cada paciente que debe observarse. Debemos ver por ejemplo cuán grande debe ser la conducta que vamos  a reforzar, cuánto tiempo debe permanecer en cada paso, si se mantiene en ese tiempo y si pasa con éxito al otro paso y así sucesivamente. Pondré un ejemplo:

Conducta Meta o final :
Juan debe hacer 10 ejercicios diarios de multiplicación.

Conducta inicial
Aquí dependerá de la observación del  terapeuta o maestro  que vea que conducta se asemeja en algo o en mucho a la conducta meta, en este ejemplo  Juan  a veces hace una operación de  resta pero no hace una segunda por que siente flojera, se pone a jugar etc.  Otro día hace una operación de multiplicación y no hace la segunda. Este parece ser un buen punto de partida por que se asemeja a la conducta meta. (es más fácil empezar con este ejemplo que con, por ejemplo que deje de hacer ruido durante la clase y termine haciendo diez multiplicaciones al dia) .
Pasos o progresión (tu lo llamas intermedia)
Si ponemos la valla muy alta haremos o reforzaremos sucesivamente la  conducta de hacer el primer día un ejercicio de multiplicación, el segundo día dos y el tercer día tres. ¿Pero qué ocurre si Juan en el segundo día no hace sino una multiplicación y en el tercer día no hace ninguna? Tendremos que regresar a solo una operación al dia perdiendo tiempo y el esfuerzo de Juan. La experiencia nos dice que debemos establecer por ejemplo un lapso de una semana para que Juan haga solo una multiplicación, y en la siguiente semana hacer dos o tres y así sucesivamente hasta llegar a la meta de 10 multiplicaciones. Cuanto tiempo demoraremos, dependerá de la habilidad de aprender de Juan y de nuestro reforzamiento a la conducta meta.
Perdona lo extenso de la respuesta. Espero haberme hecho entender.



domingo, 1 de febrero de 2015

Buscar la solución

Un problema es una circunstancia en donde se nos da una condición que nos será reforzante, pero que aun no encontramos la respuesta que la produce. Buscar y encontrar la solución es más que solo producirla, es más también que, apelar a la inteligencia o el desarrollo cognoscitivo para explicarla, en sentido de hacer memoria, evocarla en la mente y tener pensamientos inteligentes para encontrar la solución. Se dice que hay que seguir pasos como definir el problema, proponer la solución, buscar varias soluciones, escoger la mejor de ellas, probar si dan resultados y aplicarlos. Esto está bien pero sería mejor que actuemos antes de quedarnos pensando frente a un papel bajo alguna instrucción. ¿Cómo hacerlo? Introduciendo cambios en el ambiente en forma de pasos a seguir para encontrar esa respuesta que nos reforzara. Ante dos selecciones posibles habrá duda, y se escapara de esa duda actuando por una de ellas,  le dicen “eligiendo”, pero elegir es actuar para saber si la consecuencia de esa solución es aversiva o reforzante.

 Por ejemplo si alguien no encuentra alguna cosa que necesita en su casa, digamos un pulsera, y empieza a buscar en varios rincones de la casa y encuentra la pulsera digamos en un cajón de su cómoda, probablemente ya la busco en otros lugares de la casa, pero la encuentra en el cajón de  la cómoda, tal vez ahí suele poner sus accesorios cuando llega a casa, entre otras circunstancias. Pregunto ¿donde buscaría  la pulsera si la pierde nuevamente? En un problema matemático como encontrar la X en una ecuación, es fácil decir que un niño que encuentre la X es más inteligente o está mejor preparado que el otro que no la encuentra, pero con eso no explicamos el por qué el niño que encuentra la X la encuentra realmente.

¿Qué es lo que ha hecho realmente el niño que ha encontrado la X en un problema algebraico?  ¿Pensar? Traduzcamos mejor que ha visto el problema, diferenciado en cuál de los miembros del problema está la X,  sabe, en el sentido de conocer por que ya lo hizo anteriormente, que se debe cambiar la X de un miembro a otro, agrupar los números en un miembro con el signo cambiado, darle el valor sumarlo o restarlo etc, esto comprende discriminar y ordenar los estímulos de tal manera que la solución en el valor de X le dé una nota reforzante que la profesor le dará. A esto le llamamos pensar. Pero pasamos de largo los pasos que debemos conocer para solucionar un problema. No puedo encontrar la llave de mi auto, lo busco en el lugar que suele estar y la encuentro, mi auto se malogra sigo los pasos que me lleven a ponerlo en marcha.

Para la enseñanza a los niños y al aprendizaje de solución de problema, debemos de enseñar los pasos necesariamente que lleven a una solución, y no quedarnos mirando el papel o decir que uno u otro es inteligente o no lo es ayuda poco a descubrir lo que realmente paso. 

martes, 30 de diciembre de 2014

¡Que los niños se muevan!

Mucho se especula que la tecnología mediante los aparatos como tablet computadoras, vídeo juegos han disminuido los movimientos corporales, ejercicios y juegos al aire libre en los niños. Muchos niños de ahora ya no realizan  juegos del tipo Yas, Trompo, el juego de bolitas o “ñocos”, Mundo etc. Estos juegos se componían de una topografía de conducta que involucraba el desarrollo de la coordinación viso motriz, la atención y la concentración, movimientos derecha – izquierda, cambios de saltos de un pie a otro, resistencia y relaciones sociales en donde los niños aprendían a ganar y también a perder y ser tolerantes entre sus grupos de pares.

Los movimientos se hacían en grupos de niños en donde la imitación era importante para aprender y ganar experiencia, esto y los movimientos corporales al aire libre en familia han sido  sustituidos en muchos hogares por movimientos de los dedos en solitario en los vídeos juegos, la televisión, el facebook o el chat y otros que por su tecnología permiten al niño aislarse en su cuarto  sin necesidad de la interrelación social.

La tecnología es buena, ese no es el problema, pero sí lo es, que los padres hayamos dejado (me incluyo, nobleza obliga porque soy padre) que invada el desarrollo de los movimientos habilidades y destrezas de nuestros niños.

Los juegos de la calle arriba mencionados desarrollaban destrezas y habilidades que después le servían a los niños para los juegos en sociedad, ayudaban también a madurar las emociones, enfrentarse con los retos ganar y perder. Ahora los niños tienen problemas en los juegos que involucren movimientos viso-espaciales y dominios corporales de los miembros superiores e inferiores como el fútbol  o basket; etc, como fallan en los movimientos sienten vergüenza ante sus pares de amigos, evitando las situaciones de esos juegos, volviéndose tímidos y solitarios, creyendo que el dominio de un movimiento en especial como fútbol o tenis se debe porque “se ha nacido con esa habilidad”.

Lo cierto es que la experiencia o la conducta experta de algunos movimientos o grupos de movimientos se desarrollan con la exposición constante y reiterada a ese ambiente y a ese movimiento. Si el niño repite esa exposición y es reforzado positivamente  ganara experiencia y la sensación que si puede, tomara confianza, podrá enfrentarse en el futuro a nuevos problemas, perderá la timidez hacia cosas nuevas.
Hay formas diversas para que el niño pueda volver a desarrollar los movimientos físicos y viso-espaciales, salga a jugar al parque, a que salte en un pie, a que tire y reciba el balón, a que se esconda o tire la bola a un tumba latas, no cuestan dinero, pero si tiempo y esfuerzo, si Ud trabaja toda la semana, dedique los fines de semana a los juegos recreativos en los niños, ademas ellos y Ud regularan su  estrés.


lunes, 8 de diciembre de 2014

SOCIEDAD “ENFERMA”

A menudo  salen expertos a decirnos que nuestra sociedad está “enferma”, crímenes pasionales, falta de valores, violencia, narcotráfico, familias desintegradas, robos etc. Tendemos a creer también que somos la única sociedad que sufrimos de esa “enfermedad”, sin caer en la cuenta que el mismo diagnóstico se da en muchos países, ya que las sociedades en general comparte alguna características comunes, por ejemplo la familia como factor de educación, la religión, Derechos Humanos, la moral, etc., y tienen los mismos problemas, mayores incluso que los nuestros. Otras sociedades tienen menos problemas sociales que nosotros, han evolucionado en formas y prácticas sociales que permiten a sus ciudadanos ejercer conductas positivas como la educación, respeto, competición, libertad, cooperación, etc.

Además de las conductas sociales indicadas que caracterizan a una  sociedad “enferma”, tenemos para añadir la presencia de depresión, problemas psicofisiológicos,, ansiedad, estrés, violencia de género, maltrato a los niños, a los animales y demás manifestaciones que se conocen como trastornos psicológicos. En la niñez problemas escolares, deserción escolar,  bajas notas, acoso escolar, estrés. etc.

Pero al leer el término de  sociedad enferma la mayoría pasa del conjunto al individualismo ciudadano, particularizan el trastorno perdiendo de vista el papel de las variables ambientales que interactúan con el organismo, que es otra forma de decir sociedad o cultura. Skinner decía que una sociedad “Es un conjunto de contingencias de refuerzo, mantenidas por un grupo, posiblemente en forma de leyes o reglas, presenta una dimensión física definida  y  su duración es superior al del grupo que la conforma, un patrón que puede cambiar, modificar o suspender sus prácticas, y sobre todo el poder. Una cultura así definida controla  el comportamiento de los miembros del grupo que la práctican.” * Skinner no se refiere al control por el control, ni a una dictadura, si no al control de las contingencias que regula la conducta de los ciudadanos.

Las sociedades y los Estados por lo general, a pesar de los esfuerzos que hacen en organizarse, parece que no tienen un plan definido, un patrón estable de organización que permitan la libre competencia, el refuerzo contingente a la conducta pro social de los ciudadanos. El simple dictado de leyes no basta, falta la efectiva aplicación de estas.

Las sociedades han formado aleatoriamente formas de conductas reforzantes y   satisfactorias sin ningún orden para los ciudadanos, por eso, para algunas personas la vida es hermosa, para otros una tragedia. La desesperanza que caracteriza a una sociedad “enferma” no es otra cosa que falta de reforzamiento traducida en oportunidades de competencia hacia la consecución de objetivos  para todos los ciudadanos, no para unos cuantos de acuerdo al apellido, condición social o raza.

¿Acaso la depresión no es una falta de reforzamiento a conductas satisfactorias? ¿Acaso la desesperanza no se da por que la persona  tiene objetivos en el futuro que sabe que le serán difíciles de alcanzar? ¿El esfuerzo es bien recompensado? Cuando la persona se esfuerza un tiempo y no ve logros, y si no ha sido formado hacia otras satisfacciones pro sociales vendrá la desesperanza y la depresión. El esfuerzo no puede durar eternamente. ¿Qué cosa es sino la falta de valores, sino la escasa satisfacción  que se consigue por conductas que den bienestar a muchos? ¿Acaso la corrupción no es conductas organizadas por un grupo dirigidas hacia la autosatisfacción en perjuicio de los demás? Cuando el que gobierna  lo haga con el concepto de bienestar para todos,  la sociedad “enferma” no será tal, sino una sociedad que refuerce la conducta pro social, una sociedad que el que trabaje progrese, una sociedad que aplique consecuencias inmediatas a conductas inadecuadas, que castigue menos también  y premie mas la conductas de progreso, libertad y cooperación.

Si vemos la sociedad “enferma” en cada individuo no avanzaremos en nada. Para el análisis conductual la sociedad no está “enferma” por eso en todo el articulo puse la palabra entre comillas, si no que, no aplica de manera adecuada los principios que forman la conducta humana positiva, esas que llamamos, pro sociales, libertad, decisión, cooperación, competitividad, bondad, honradez, decencia, etc y  cuando las aplica lo hace sin saber y de manera aleatoria, no contingente y no arbitraria, que llega a pocos, no a la mayoría.


*Skinner “Sobre el Conductismo”

sábado, 18 de octubre de 2014

¡No reflexione tanto!

Para Unamuno el hombre por ser hombre y tener conciencia era ya, en comparación con el burro y el cangrejo, un animal enfermo. La conciencia para él era una enfermedad. Esto lo decía en el marco de que el hombre al tener conciencia, vivía en perpetuo sentimiento trágico de la vida, buscando un porque a todo lo que hay en este mundo.

La reflexión es un pensamiento, y como tal, es una secuencia de conducta muy a menudo privada (solo el que piensa lo sabe) que transforma el ambiente para acciones nuevas y productivas, por esta razón reflexionar no es negativo, si va  orientado a lo nuevo y productivo, pero cuando se mueve como por un circulo vicioso que lleva al que reflexiona a sentir sensaciones y sentimientos desagradables es ahí en donde esta reflexión provechosa y muchas veces admirada se vuelve en una hiperreflexion  o reflexividad excesiva desagradable y tortuosa para la persona.

Hay persona que reflexionan mucho. Esto en vez de ser un atributo o característica positiva de la persona, puede volverse en contra de la tranquilidad del pensante. El sentimiento de culpa, el sentirse objeto social en observancia por los otros, la preocupación de no ser dañados, la seguridad, la tranquilidad, el desear caer bien a los demás, preocuparse si se pertenece al grupo etc, pueden hacer reflexionar a las personas hasta llevarlas a  sentir sensación desagradable de la que por lo general quieren salir, haciendo muchísimas cosas orientadas a evitar esa experiencia de la reflexión, muchas veces estas actividades que hacemos para evitar la experiencia de sentir cosas desagradables nos mantienen  en el problema porque son reforzadas negativamente ejemplo: Iré a la fiesta esta noche, porque no soporto estar solo en casa”  esto podría repetirse todas las semanas, por no querer afrontar la soledad.

Si Ud es una persona que reflexiona mucho sobre las cosas y esas reflexiones le hacen sufrir a tal punto que no lo soporta,  tal vez es hora de hacer una diferenciación entre Ud y sus pensamientos, ponerlos al mismo nivel categorial  que Ud, es decir, sin caer preso de esas reflexiones, sin sentirse que Ud mismo es lo que su reflexión le dicte. Obviamente sus pensamientos los tiene Ud no otra persona, pero tampoco nadie es siempre lo que sus reflexiones le dicen. Los recuerdos, las creencias y lo que uno piense no es un problema “per se” no debe serlo, no es uno de su atributos, nadie es malo siempre, ni bueno siempre, nadie es feliz siempre ni infeliz toda la vida.

 Esas sensaciones desagradables que le dan esas reflexiones no pueden ni deben limitar su conducta hacia nuevas formas de sentirse bien o cumplir con su trabajo o actividades diarias, son parte de la vida, de la existencia y hay que aceptarlas de esa manera, sin luchar con ellas.


domingo, 12 de octubre de 2014

Aplicación de la técnica de la Extinción

De nuevo, si la extinción es una técnica que consiste en principio, no reforzar más la conducta que ha sido previamente reforzada ¿Con quienes podríamos usarla sin problemas?. A ver la situación de la extinción es como sigue: Si un niño pide una golosina insistentemente por que aprendió que si reitera su pedido este se le dará, la extinción seria no dárselo bajo ninguna circunstancias, así en igualdad de condiciones, cada vez que pida golosinas no se le dará, tendera en un principio a aumentar el pedido pero tendera también a dejar de pedirlo. Si un trabajador pide una cita con su jefe para que le aumente el salario y este nunca se lo da, dejara de pedirlo. Si un jugador de maquina tragamonedas está en una maquina que ha sido programada para que no le de ninguna ficha, el jugador tendera irse o dejar de jugar en esa máquina, se aplico la extinción.


Siendo una técnica utilizada para disminuir conductas, es lo opuesto al reforzamiento, por lo tanto y en otras palabras, si no está combinada con otras técnicas, resta oportunidad para que la persona a quien se le aplique, aprenda nuevas conductas, también y como ya se dijo resta estimulación por lo que podría aplicarse a niños y adultos muy extrovertidos con buen autodominio y reflexivos por que percibirán claramente que no serán atendidos. Su aplicación en niños hiperactivos por ejemplo llevara un poco más de tiempo su efectividad por que estos tienden siempre a distraerse fácilmente y buscaran por otros medios satisfacer su petición., no captaran  muy fácil el mensaje de que no se le dará su petición.